domingo, 14 de diciembre de 2014

Noticias grotescas del bosque





Los ciervos de la zona norte se quejan con amargura. Dicen estar hartos de ver tanta botella rota y basura inorgánica tirada en el campo. Reclaman algo más de atención. Aseguran que, si de vez en cuando, los campistas dejasen cervezas sin abrir, minis de whisky o de ron, vermut y algo para picar que no sean latas o plástico, las penas se llevarían mejor.

    “Queremos probar su forma cruenta de divertirse. Igual estando borrachos nos da el punto de ir a las ciudades y cagar en las puertas de los portales de todos esos cerdos insensatos”.  

2 comentarios: