sábado, 27 de diciembre de 2014

Noticias escabrosas del bosque





Hallan a dos elfos silvanos congelados a orillas del embalse de Valmayor. Al parecer, les perseguían dos conocidos orcos dedicados al tráfico ilegal de estupefacientes.

    Según indican algunas fuentes cercanas a las víctimas, sobre todo los gnomos (gente pequeña y cotilla), los elfos en cuestión no eran trigo limpio. La controversia empaña las sendas del bosque. Las veredas y los páramos no son seguros.


Raúl el gnomo: Iban todo el día por ahí, fumando marihuana, echando humo y comiendo frutos del bosque. Se mofaban de todo mundo. En una ocasión, uno de ellos me llamó excremento puntiagudo rojo.

Vicky, hembra de gnomo: También comían bollos mordidos de las papeleras, y culines de refresco. No me gusta esa gente.

Éscobas, elfo Silvano: Soy buen amigo de los padres de las víctimas, y solo puedo decir que eran buenos chicos. Siempre estaban de buen humor. Riendo a todas horas. Han tenido que ser esos pútridos orcos.

Éldelgas, elfo oscuro periférico: También le daban a la nariz… no sé si me entiendes. Parecían buenos chicos, pero me consta saber que cometieron algún que otro robo. Sí, les gustaba joder a los orcos, y perdonad por la expresión.


El Uruguayo, orco de gueto: Frecuentaban los burdeles de las ninfas y se iban sin pagar. Eran despreciables.

    Nadie tiene en cuenta a los elfos, pero algunos son malvados.

    Quieren hundir a la comunidad orca. No voy a decir que me alegre de la desgracia, pero no apena… no, eso no.


Bourbon, mago alcohólico: Iban tan colocados que se quedaron tiesos. Congelados por idiotas.

    Aquellos orcos solo querían su dinero… no son unos asesinos.


Árindel, elfa adolescente: Los orcos nos ponen las drogas en las narices. Buscan nuestro dinero. Quieren engordar las arcas del gueto.

    Eran buenos chicos. No les conocía bien, pero estoy segura de que se ha cometido un crimen.





No hay comentarios:

Publicar un comentario